Young Woman Outdoors. Enjoy Nature
Salud y BellezaTendencias

‘Mindfulness’, cómo vivir en el aquí y ahora

254views

Con ‘mindfulness’ se gana en claridad mental y foco para la correcta toma de decisiones, aumenta la satisfacción y la productividad personal  y se aprende a trabajar mejor bajo presión. Es una gran herramienta para crear un clima óptimo para la innovación y la creatividad.

Aunque comúnmente se asocia mindfulness o sati con el budismo, muchas de las tradiciones religiosas del mundo utilizan mindfulness de manera implícita o explicita, pues es una capacidad básica y humana de conexión con el presente. La asociación con el budismo debe su razón a que fue en el seno de esta tradición que se generaron un corpus amplio de prácticas que permiten refinar y profundizar esta capacidad hasta grados altísimos. La meditación mindfulness o de insight es una de ellas y se practica en una gran cantidad de formas.

Vivir en el presente

 La capacidad de estar en el presente: es la que nos permite recordar a dónde estamos yendo mientras caminamos, aún cuando durante el trayecto nos hayamos perdido en miles de pensamientos. Sin Mindfulness sería imposible poder observar y reconocer la propia experiencia y vivir en este mundo. Sin embargo, y aunque creemos tener control consciente de nuestra atención, lo que normalmente sucede es que estamos constantemente atendiendo a pensamientos acerca del pasado o del futuro o bien, reconociendo solo una pequeña porción de lo que está sucediendo en el presente: si lo que estoy experimentando me gusta, quiero que continue o si lo que estoy experimentando me desagrada, quiero que desaparezca.

Mindfulness permite reconocer lo que está sucediendo mientras está sucediendoaceptando activamente el fluir de la experiencia tal cual se está dando. Así es que, aunque experimentemos algo desagradable (por cierto algo inevitable en la medida en que estemos vivos), podremos ahorrarnos el sufrimiento añadido de tener que lograr que aquello desagradable desaparezca. Quedarse solo con lo que experimentamos sin agregar nada más es lo que la práctica de mindfulness permite.

Aunque comúnmente se asocia mindfulness o sati con el budismo, muchas de las tradiciones religiosas del mundo utilizan mindfulness de manera implícita o explicita, pues es una capacidad básica y humana de conexión con el presente. La asociación con el budismo debe su razón a que fue en el seno de esta tradición que se generaron un corpus amplio de prácticas que permiten refinar y profundizar esta capacidad hasta grados altísimos. La meditación mindfulness o de insight es una de ellas y se practica en una gran cantidad de formas.

Mindfulness en Occidente

Durante los últimos 30 años, la práctica de Mindfulness o Atención Plena está integrándose a la  Medicina y Psicología de Occidente. Es aplicada, estudiada científicamente y por ello reconocida como una manera efectiva de reducir el estrés, aumentar la auto conciencia, reducir los síntomas físicos y psicológicos asociados al estrés y mejora el bienestar general.

Este tipo de atención nos permite aprender a relacionarnos de forma directa con aquello que está ocurriendo en nuestra vida, aquí y ahora, en el momento presente. Es una forma de tomar conciencia de nuestra realidad, dándonos la oportunidad de trabajar con nuestro estrés, dolor, enfermedad, pérdida o con los desafíos de nuestra vida. En contraposición, una vida en la que no ponemos atención, en la que nos encontramos más preocupados por lo que ocurrió o por lo que aun no ha ocurrido, nos conduce al descuido, el olvido y al aislamiento, reaccionando de manera automática e inadaptada.

La atención plena nos ayuda a recuperar nuestro equilibrio interno, atendiendo de forma integral a los aspectos de la persona; cuerpo, mente y espíritu. Practicando la atención plena desarrollamos una mayor capacidad de discernimiento y de compasión. La práctica de esta atención abre la puerta hacia nuevas posibilidades, nos trae al aquí y al ahora, nos invita a vivir una vida de manera plena y en el presente.

Resetea TU sistema operativo

El ‘mindfulness’ puede practicarse a través de la meditación sentada, que puede ser sobre el suelo, en una silla o también lo podemos experimentar en nuestras acciones diarias al caminar, comer, cocinar, conducir, o en cualquier otra rutina de nuestra vida. El Dr. Jon Kabat Zinn, considerado por muchos como el padre del ‘mindfulness’ en Occidente, lo define en su libro ‘Vivir con plenitud las crisis’, como “la capacidad de prestar atención de manera intencional al momento presente, sin juzgarlo”. Su gran mérito fue combinar las enseñanzas orientales con los últimos avances de la neurociencia, para ofrecer al mundo una forma de sanar más natural y al alcance de todos.

Grandes beneficios 

Muchas de las grandes empresas de EEUU, entre las cuales están la NASA, Google, Apple, Facebook, Nike, Intel, Procter and Gamble, General Mills, Starbucks, etc. ya han puesto en marcha iniciativas de ‘mindfulness’ en sus organizaciones. En Europa empresas como Endesa, Repsol, Heineken, L’Oréal, y otras, están introduciendo esta práctica entre sus equipos. Por esto, ‘mindfulness’ se está convirtiendo en parte fundamental de los programas de desarrollo directivo en varias escuelas de negocios.

Con ‘mindfulness’ se gana en claridad mental y foco para la correcta toma de decisiones, aumenta la satisfacción y la productividad personal  y se aprende a trabajar mejor bajo presión. Es una herramienta muy buena para crear un clima óptimo para la innovación y la creatividad, y desarrollar la capacidad de ser amables para conectar mejor con nosotros mismos y con nuestros colegas. También hay una notable mejora en la comunicación: se aprende a escucharse mejor y escuchar mejor a los demás.

 

 

Leave a Response